miércoles, 2 de diciembre de 2009

Jacinto Molina Álvarez, álter ego: Paul Naschy.


El lunes por la noche falleció, a la edad de 75 años, Paul Naschy víctima de un cáncer. En nuestra retina se quedan más de cien filmes que nuestro licántropo hispano protagonizó. Un coloso del cine nacional, poco reconocido por nuestra casposa industria hispana, al igual que el gran Jess Franco. Tal vez muchos seguidores de nuestro cine discurran que Naschy es un actor menor o que sus filmes son cutres, pero en muchas de aquellas películas de serie B se respira cine real, cine de bajo presupuesto realizado con el corazón y las entrañas, algo que le falta a muchas de las películas que concurren a los premios Goya.

Jacinto Molina Álvarez nació un 6 de septiembre de 1934 en Madrid. Creció durante la dura Guerra Civil española, salvándose de ser fusilado después de que su propio hermanastro le denunciase. Estudió Arquitectura y Ciencias Exactas (aunque nunca terminó), trabajó como escritor de novelas de vaqueros, fue dibujante para discográficas y hasta llegó a ser campeón de España en levantamiento de pesas en 1958. Su impresionante físico fue lo que le llevó a trabajar como extra en el film rodado en España, "Rey de Reyes" (Nicholas Ray, 1961). Decidió dedicarse al cine depués de visionar "Frankenstein y el hombre lobo" (Roy Williem Neill, 1943) película que le marcó. Aunque en sus memorias, "Cuando las luces se apagan"(Fundación A.I.S.G.E. / T&B Editores), recordaba que la primera película de terror que contempló, era en realidad apta para todos los públicos: "Blancanieves y los siete enanitos" (David Hand, 1937) "Y me dio tanto miedo la bruja que me hice pis en los pantalones".

Figuró como extra en el film "55 días en Pekín" (Nicholas Ray, 1963), y tras varios rodajes como figurante, escribe el guión de "La marca del hombre lobo" (Enrique López Eguiluz, 1968) que además protagoniza. En ese punto comienza su verdadera carrera, pero cuando el film se estrena en Alemania, el distribuidor germano le obliga a cambiar el nombre por otro más comercial, de cara a la venta de las películas en otros países. Nace Paul Naschy, que en éste film interpreta al licántropo Waldemar Daninsky, (Waldemar era el nombre de un levantador de pesas húngaro). Comienza así una extensa carrera cinematográfica, buena parte de la cual corresponde al citado personaje de Daninsky, de hecho encarnó en 14 filmes al licántropo, "Me fascina, es muy humano y fatalista", "Hacer de hombre lobo exige una gran fuerza física y capacidad de actuación. No hay nadie así en el cine español. Bueno, tal vez Javier Bardem", aseguraba Naschy.

Nunca se arrepintió del cambio de nombre: "Nunca me he arrepentido de ese cambio. Sería desagradable renegar de él". Trabajó constantemente sin descanso, hasta completar más de cien filmes. Encarnó al Conde Drácula, la momia, demonios, zombies, jorobados, a cualquier personaje que le resultara atractivo. De ahí el sobrenombre de "El Lon Chaney español", por su facilidad para las mil caras. En 1987, dirige "El aullido del diablo", coprotagonizada junto con Caroline Munro, en éste film interpreta a ¡8 personajes!

Escribió 40 guiones y dirigió 14 películas, "Mi aportación a la historia de nuestro cine puede que haya sido pequeña, pero existe".

En persona, Jacinto Molina era una persona jovial y encantadora, de mirada amable que sólo se transformaba en volcánico en la pantalla. Físicamente era muy musculoso, iba al gimnasio incluso en sus últimos años.

Dirigió documentales y películas con referencias niponas, contratado por productoras japonesas, incluso mejoró su inglés para rodar en Hollywood, ya que en Estados Unidos seguía siendo famosísimo.

El día 22 de enero se estrenará su penúltimo trabajo: "La herencia de Valdemar" (José Luís Alemán, 2010) El próximo 2010 también se estrena la última participación en un film del gran Paul Naschy. Se trata de la película de Fernando Cortizo "O Apóstolo" (en producción), el primer largometraje español stop-motion rodado con plastilina, en el que Naschy presta su voz, y está previsto se estrene el próximo 25 de julio, en la compostelana Praza do Obradoiro, con la música en directo del genial Philip Glass.

Paul Nascy entró en el Hall of Fame del cine fantástico y de terror junto con Tim Burton, recibió la Medalla de Oro al Mérito en Bellas Artes en 2001, fue homenajeado en los festivales de cine de Sitges y de Oporto y recibió el galardón Carl Laemme. La industria española nunca supo que hacer con él, y en los últimos meses un movimiento había solicitado firmas para que recibiera el Goya de honor. Ya no habrá tiempo para enmendar tamaño error.

"La leyenda no la haces tú, la crean los demás" Jacinto Molina Álvarez aka Paul Naschy.

1 comentario:

  1. Como lo van a fusilar con 5 años??,¿ Sois tontos ?

    ResponderEliminar

Da tu opinión o muere.